Arzobispo Francisco: “El catequista es muy importante en la parroquia, pero está llamado a ser discreto, a ocupar el último lugar”

Pastoral de la Comunicación

          Tijuana, B.C.- Más de mil catequistas de las diferentes parroquias de nuestra Arquidiócesis de Tijuana participaron en la Santa Misa en el Retiro de Adviento, la cual fue presidida nuestro Arzobispo, Mons. Francisco Moreno Barrón, y concelebró el Jefe Eclesial de la Pastoral de Catequesis, Pbro. Claudio Oscar Jiménez, en el Instituto México.

            “Celebramos esta Misa, como siempre, como el centro de su retiro, de su encuentro de catequistas…La Misa que estamos celebrando no es un recuerdo de lo que pasó hace 2 mil años en el Gólgota. No. Cristo se sigue ofreciendo por nosotros. No es que vuelva a morir. Cristo murió una sola vez, pero aquel sacrificio se proyecta a través de la historia de manera que cada que celebramos la Misa como nos mandó Jesús se actualiza aquella entrega de amor. Cristo verdaderamente se sigue ofreciendo al Padre en un único sacrificio por todos nosotros y luego cuando llegue el momento de la comunión, se nos entrega hecho comida”, explicó el Arzobispo.

            Y destacó: “Ustedes queridas catequistas, querido pueblo de Dios han de poner en su corazón y en el centro de su vida y de su fe a Jesús, y a Jesús Eucaristía, que se sigue ofreciendo al Padre por nosotros…La Eucaristía es el tesoro más grande que tenemos. Donde está nuestro tesoro ahí está nuestro corazón”.

            También Mons. Moreno Barrón invitó a los catequistas a experimentar la presencia de Jesús a lo largo del retiro. Y a ser catequistas que sepan ocupar los últimos lugares y que desde su pobreza sepan dar de corazón, y a volver a sus comunidades parroquiales contentos de seguir con su apostolado con los niños, adolescentes y las familias.

            “El catequista es muy importante en la parroquia, pero está llamado a ser discreto, a ocupar el último lugar. El catequista no es alguien que tiene muchos recursos y por eso dispone de su tiempo. No. Desde su pobreza comparte la monedita de la viuda del Evangelio”, enfatizó el Arzobispo Francisco.

            Además les pidió su oración por la Asamblea de los Obispos Mexicanos.

            Así como a mostrar el rostro migrante de nuestra Iglesia con nuestros hermanos centroamericanos que vienen en caravana hacia la frontera norte, a ser solidarios con ellos desde nuestra pobreza.

 

 

 

 

Podría también gustarte...