El Arzobispo reflexiona sobre el Sínodo de los Obispos

 

 

Tijuana, B.C.- El Arzobispo Metropolitano, Don Rafael Romo Muñoz dijo que esta es la tercera semana que el Papa Francisco y 300 cardenales, arzobispo y obispo de todo el mundo están profundizando y analizando el tema del matrimonio y la familia, desde la óptica de la Iglesia en el Sínodo de los Obispos, cuyo lema es “La vocación y la misión de la familia en la Iglesia y en el mundo contemporáneo”.

          “Consideramos que la familia y el matrimonio tienen un designio divino. De hecho el Papa decía con mucha emoción que la familia tiene un destino divino, no simplemente como una apreciación, sino como una realidad. El origen del matrimonio y de la familia está en Dios, en su naturaleza”, dijo el Arzobispo.

          Explicó Mons. Romo Muñoz que esta reunión se denomina sínodo y es el número 14 que se está realizando en los últimos 50 años, a partir del Concilio Vaticano II que se celebró de 1962 a 1965.

          Y el Papa Pablo VI quiso dar continuidad a estos encuentros reuniendo a todos los obispos del mundo, que en ese entonces eran 2 mil 500 obispos. Pero para las reuniones posteriores sólo asisten representantes de cada país a los Sínodos Ordinarios de los Obispos por la imposibilidad de que asistan todos los obispos del mundo.

          El Arzobispo también invita a la sociedad a reflexionar sobre las familias, ya que se han visto casos de jóvenes que desde muy jóvenes andan inmiscuidos en la delincuencia. Mientras que otras familias ejemplares llegan a la santidad como los papás de Santa Teresita del Niño Jesús: Lousi Martín y Marie Zélie Guérin, quienes fueron canonizados el domingo 18 de octubre por el Papa Francisco.

         

 

 

 

Podría también gustarte...