El Seminario de nuestra Arquidiócesis tiene nuevo rector y nuevos nombramientos para diversos servicios pastorales

LATIR DE LA ARQUIDIÓCESIS (PRESENCIA)

Pastoral de la Comunicación

            Tijuana, B.C.- El Seminario Diocesano de Tijuana tiene nuevo rector, se trata del Pbro. Guillermo Avilés Victorio, nombrado por nuestro Arzobispo, Mons. Francisco Moreno Barrón, y algunos nuevos padres formadores. Así mismo, su Excelencia dio nombramientos de pastorales y encargados de otras áreas a otros sacerdotes.

            “Quiero agradecer en nombre de la Iglesia, en nombre de nuestra Arquidiócesis, a nombre propio, el servicio que han venido prestando con mucho amor, con mucha entrega a nuestro Seminario, el Padre Carlos Franco Candiani, el Padre Ricardo García Salmerón, el Padre Gabriel Pedroza Vizcarra y el Padre José Velasco Arias. Ellos asumirán una nueva responsabilidad en la Arquidiócesis y les quiero compartir la actitud de fe, de obediencia que han mostrado con mucha humildad en el diálogo conmigo y en la nueva encomienda que les he hecho. Me consta de su amor profundo al Seminario”, dijo el Arzobispo.

            Otros nombramientos diocesanos son los siguientes: Pbro. José Velasco Arias además de ser el Secretario Canciller y Defensor del Vínculo del Tribunal Eclesiástico Metropolitano es el Encargado de la Adoración Nocturna Diocesana y de la Capilla San Rafael Guizar y Valencia; el Pbro. José López Campos es el Encargado de la Casa Sacerdotal en Los Reyes, y el Pbro. Sergio Vázquez Aguilar es el Responsable Diocesano de la Pastoral del Trabajo.

            Mons. Moreno Barrón comentó que el sacerdote es tierra de paso, no tierra de encuentro, ya que el encuentro es con Cristo, quien va renovando el llamado de la vocación y dando el Espíritu Santo a los seminaristas.

            “Viene un formador, viene otro, se va uno, se va otro, pero Jesús permanece: ´Yo estaré con ustedes todos los días hasta el fin del mundo´ y lo hace de una manera muy especial en el Seminario a través de su Espíritu Santo y a través de la vida de cada uno de ustedes (los seminaristas)”, mencionó el Arzobispo.

            Además deseó para los sacerdotes que siempre lleven en su corazón al Seminario y que nunca les falte el acompañamiento amoroso de Nuestra Señora de Loreto.

            “Los nombramientos los otorgo para bien de la Iglesia, desde luego para gloria de Dios y pensando siempre en la renovación de cada sacerdote en su entrega de amor a la comunidad cristiana”, aclaró Mons. Moreno Barrón.

 

 

Podría también gustarte...