Parroquias de la Arquidiócesis de Tijuana viven Asambleas Parroquiales: “Acercarse al Proyecto Global de Pastoral 2031-2033”

Pastoral para la Comunicación.- Impulsadas y en seguimiento al itinerario pastoral de la Vicaria de Pastoral de la Arquidiócesis se llevaron a cabo en las comunidades parroquiales la Asamblea Parroquial en las dos primeras semanas de mayo. Para lo cual cada parroquia designó un día para desarrollar dicho encuentro donde se pone de manifiesto la misma comunión con Iglesia.

Para los pastoralistas es un “kairos” un tiempo oportuno de gracias especiales que refuerzan el llamado a vivir la vocación cristiana y la pertenencia a la Iglesia. “Un encuentro de toda la comunidad en la que se vive el misterio de fe viva en el Señor Resucitado y en la comunión fraternal”, “un espacio importante en el que la comunidad reunida y en comunión con la Iglesia diocesana puede ponerse en actitud de escucha de su Señor”, “una posibilidad de contemplar el camino evangelizador tanto parroquial y diocesano con sus logros y sus dificultades”, afirman algunos laicos.

En esta ocasión la temática se centró en un primer acercamiento al Proyecto Global de Pastoral 2031-2033 “Hacia el encuentro de Jesucristo Redentor y bajo la mirada amorosa de Santa María de Guadalupe”, impulsado por la Conferencia del Episcopado Mexicano. Este Proyecto es fruto de la conmemoración de dos grandes acontecimientos de fe que se celebrarán próximamente a nivel nacional y mundial: en 2031 se festejarán 500 años de las apariciones de la Virgen de Guadalupe en México y en 2033 se conmemoran dos mil años de la Redención Cristiana tras la pasión, muerte y resurrección de Cristo. “Con mucha esperanza entregamos un Proyecto Global de Pastoral hacia el 2031-2033, elaborado arduamente y que hemos aprobado en esta CV Asamblea. Nos hemos dejado interpelar por la realidad, contemplándola con ojos y corazón de pastores”, afirmaron los Obispos en la presentación del mismo.

Ante los cambios a los nuevos modelos antropológicos que se están manifestando cada vez más en la sociedad, el Proyecto tiene como objetivo responder a la pregunta, qué significa ser discípulo de Jesucristo en México después del acontecimiento Guadalupano y la Redención Cristiana. De forma que “en el Proyecto Global de Pastoral afirmamos que anhelamos y queremos ser una Iglesia que anuncia y construye la dignidad humana, comprometida con la paz y las causas sociales, renovando nuestra acción misionera y evangelizadora, para ser testigos compasivos de la misericordia de Dios”, mencionaron.

Se trata de involucrar plenamente, en todas las fases de la elaboración y ejecución, a los fieles laicos, a los consagrados y consagradas, a los diáconos y a todos los presbíteros de esta amada nación, “sin pretender, en modo alguno, atropellar, suplantar o nulificar lo que cada diócesis hace; sino al contrario; proporcionar criterios que faciliten la eficacia de tales tareas, mediante un ejercicio pastoral más coordinado, es decir, más sinérgico, transversal, subsidiario y gradual”, afirman los Obispos.

El Proyecto, contiene todo un programa y un contenido que requiere un estudio pausado y conocimiento, así, como profundización en tiempo y forma, para que sea digerido en pequeñas dosis, de manera que pueda ser asimilado e impulsado en las Diócesis de México.

Podría también gustarte...