“La santidad no es un lujo para unos pocos, sino una obligación para todos”: Misioneros de la Carida

 

        Tijuana, B.C.- La Arquidiócesis de Tijuana está gozosa por la inminente canonización de la Beata Teresa de Calcuta, fundadora de los sacerdotes y religiosas Misioneros de la Caridad, el próximo domingo 4 de septiembre.

          “Estamos aquí con mucha alegría de los hijos, listos para festejar este evento a nivel mundial, sobre todo un evento que beneficia a toda la Iglesia universal: la canonización de la Beata Teresa de Calcuta…Ella tocó muchos corazones”, dijo Rector del Santuario Beata Teresa de Calcuta, Pbro. Belisario González, M.C.

Esta congregación llegó a esta Arquidiócesis el 25 junio de 1988, y actualmente está el Santuario Beata Teresa de Calcuta y 5 fundaciones de las Misioneras de la Caridad en Playas de Rosarito y Tijuana.

          “Yo creo que lo más importante de lo que se hizo en Tijuana para la preparación de la organización es el lugar que Tijuana ocupaba en el corazón de Madre Teresa, porque en una de las visitas aquí a Tijuana la Madre dijo: ´lo que Calcuta es para las hermanas, Tijuana va a ser para los padres´. Y entonces creo que aquí hay algo muy especial, y yo personalmente se siento muy feliz de poder celebrar este gran día de su canonización en Tijuana porque siento que la Madre está con nosotros”, dijo el Encargado del Programa Discípulos de Jesús, Pbro. Zbigniew Szczotka, mejor conocido como Padre Zibi.

          Por su parte la Hermana María Guadalupe, M.C. compartió que para ella significa la futura canonización de la Madre Teresa un llamado a la responsabilidad de cada uno.

          “El ser declarada santa es como un llamado a lo que ella misma decía, que la santidad no es un lujo para unos pocos, sino una obligación para todos. Y al tener a la Madre ya declarada santa es como quien dice mira dónde estás, es un llamado a cada uno de nosotros”, dijo la religiosa.

          También compartieron experiencias con la Beata Teresa de Calcuta el Superior de los Misioneros de la Caridad, Pbro. Juan Morán, M.C., el Pbro. José Manuel, M.C., y la Hermana Martina M.C.

          Las religiosas Misioneras de la Caridad tienen 4 casas en Tijuana y 1 en Playas de Rosarito. En Tijuana una se dedica a la contemplación del Santísimo Sacramento, otra a la atención de los ancianitos y dan alimentos a las personas de escasos recursos, otra a la atención a las ancianitas y una más a cuidar a los niños de las madres solteras. Y en Playas de Rosarito dan atención a enfermos, muchos de ellos con enfermedades terminales. También combinan su apostolado con la evangelización a las familias.

          Mientras que los sacerdotes se dedican a la evangelización de los más pobres, a los deportados y adictos que sobreviven en las calles, en la canalización y en las colonias con mayores necesidades.

 

Podría también gustarte...