El tercer grupo de Obispos de México en Visita ad Limina

Ciudad del Vaticano, 27 de mayo de 2014

CEM B. 134 / 2014

 

 

Esta mañana, el tercer grupo de Obispos de México en Visita ad Limina celebraron la Santa Misa en la Basílica de san Pedro

 

En la homilía, Mons. Héctor Gonzáles, Arzobispo de Durango, comentó que los Obispos peregrinan a Roma para renovar su fe y volver a sus diócesis con ánimo para fortalecer la fe de sus comunidades.


Mons. González recordó que Pablo, ante el hombre que había recibido el Evangelio y le preguntaba qué debía hacer, respondió: "arrepiéntete y cree en el Señor Jesús".

 

El Arzobispo de Durango explicó que así como una bugambilia necesita apoyarse en un tronco para crecer, nosotros necesitamos adherirnos a Cristo para crecer y alcanzar una vida plena y eterna.


Luego los Obispos rezaron el Credo y al término de la celebración, tras encomendarse a la Viegen María, oraron ante la tumba de san Pedro, encomendando a los católicos mexicanos y a toda la gente.

 

 

Reunión con el Cardenal Gerhard Ludwig Müller, Prefecto de la Congregación para la Doctrina de la Fe

 

Hoy por la mañana, después de la Misa en la Basílica de San Pedro, los Obispos de México en Visita ad Limina fueron recibidos por el Cardenal Gerhard Ludwig Müller, Presidente de la Congregación para la Doctrina de la Fe y su equipo de trabajo: Mons. Luis Francisco Ladaria, Secretario y otros oficiales. 

 

El Cardenal Ludwig señaló la importancia de la unidad de la fe y la enseñanza del Evangelio, sobre todo a las familias y a los jóvenes para favorecer, mediante el testimonio, el encuentro personal con Cristo.

 

 

Podría también gustarte...