Comisión Diocesana de Pastoral de la Salud impulsa el Día del médico católico: “Custodio y servidor de la vida humana”

Pastoral de la Comunicación. – La Comisión para la Pastoral de salud, es una instancia pastoral dentro de la Arquidiócesis de Tijuana correspondiente a la Dimensión de Pastoral Social y actualmente la representa el Pbro. Jorge Ramiro Hernández Lázaro, quien además es párroco de la Parroquia de Santo Niño de Atocha, en la Col. Guerrero.

Por ello, dicha pastoral impulsa en sus agentes del ámbito sanitario que su profesión como médico católico sean custodios y servidores de la vida humana en virtud de sus principios al lado de los enfermos. El médico es como el buen samaritano que se detiene al lado del enfermo haciéndose su próximo (prójimo) por su comprensión y simpatía, en una palabra, por su caridad. Así el médico participa del amor de Dios como su instrumento difusivo y a la vez se contagia del amor de Dios hacia el hombre. Este es parte del interés de la Pastoral de la Salud y del grupo que colabora para el mejoramiento de la salud física, espiritual y social en esta Iglesia particular de Tijuana.

Al aproximarse el día del médico católico, la Pastoral de la Salud hace una invitación para que el próximo domingo 20 de octubre a las 12:00 pm en la Parroquia Santo Niño de Atocha los doctores asistan a la celebración Eucarística con su bata blanca para ser identificarlos, pues las intenciones de la Santa Misa serán por los médicos asistentes y sus necesidades y familia, posteriormente habrá un convivio en el salón parroquial.

“El objetivo principal es celebrar el día del médico, invitamos a todos los médicos católicos de la Arquidiócesis, actualmente tenemos un grupo que se reúne periódicamente –primer martes de cada mes- donde se habla sobre los planes y proyectos, por ejemplo, las jornadas medica que se ofrecerán en la arquidiócesis, se tratan temas de interés en la salud en especial en torno a la bioética y la moral al mismo tiempo que se lleva una formación espiritual, actualmente se imparte un curso bíblico”, apuntó el Pbro. Jorge Hernández

“Hasta ahora – siguió el P. Jorge – es un grupo pequeño que esperamos que a través de estos medios de comunicación y con los mismos médicos se vaya promoviendo para que cada vez sean más los que se enteren que hay este espacio para ellos, que se unan y que ejerzan su fe para afrontar toda la dinámica en la que ellos se desarrollan con los pacientes, en los hospitales y familiares de pacientes y así promuevan la fe y el encuentro con Dios por medio de los sacramentos y las directrices que la Iglesia nos va marcando, sobre todo en la defensa de la vida”.

Las sesiones para los médicos que deseen asistir el segundo martes de cada mes tiene una duración de alrededor de dos horas en la parroquia Santo Niño de Atocha, se hace oración y un compartir de las experiencias que van teniendo los doctores, novedades en el aspecto médico y formación religiosa, conociendo primeramente la Historia de la Salvación.

“El grupo de médicos ha expresado la alegría de poder ser parte de esta instancia pastoral, se sienten apoyados por la Arquidiócesis y la Iglesia, la reunión ha sido para ellos el lugar donde pueden expresar sus inquietudes y tienen el deseo de proyectarse a la comunidad como médicos católicos”, finalizó el Pbro. Jorge Ramiro Hernández Lázaro.

Podría también gustarte...