Inician las posadas navideñas

 

     Las posadas  navideñas iniciarán el día 16 de diciembre, recordando la petición de posada de la Virgen María y de San José cuando se acercaba el momento de dar a luz al Niño Jesús, y en la actualidad la finalidad es que los católicos maduren en su fe.        

     “Entramos en este periodo de tradición de las posadas. Es conveniente encontrarle el fundamento bíblico, la fortaleza de esta tradición. Es evangélico desde luego. Brota del evangelio. Encontramos a José y María que tienen que caminar más de 100 kilómetros desde Nazaret hasta Belén, y eso es lo que ya se ha tomado tradicionalmente como la posada”, comentó el Excelentísimo Señor Arzobispo Metropolitano, Don Rafael Romo Muñoz.        

     Explicó que la Virgen María y San José cuando llegaron a Belén no encontraron posada y al llegar el momento del alumbramiento el Niño Jesús nació en un pesebre. Esto sucedió porque el emperador romano dio un edicto de que en todas sus dependencias romanas se hiciera un censo, y Palestina estaba bajo el dominio romano. Y todos los ciudadanos tenían que regresar a su lugar de origen para ser censados.             

     “Belén era una ciudad muy importante, pequeñísima pero muy importante porque más de mil años antes allí había sido la sede de David, del gran Rey David, por eso era sumamente importante. Siempre se habló de la tradición davídica. De hecho cuando Jesús ya adulto está a punto de morir la gente lo aclama diciendo: ´Jesús, Hijo de David´. Entonces era necesario volver a Belén para empadronarse”, afirmó el Arzobispo.

      Resaltó Monseñor Romo Muñoz la importancia de cómo Dios guía la historia, porque la Virgen María y José estaban muy tranquilos viviendo en Nazaret pero con el edicto tuvieron que desplazarse a Belén donde el Niño Jesús nació.        

     Y de hecho el anuncio profético dice que el Mesías nacería en Belén, pero cuando ellos llegan a este lugar todas las posadas estaban llenas porque muchas personas regresaron a empadronarse, y no encuentran donde hospedarse.        

     El lugar que encuentran es un establo donde se alimentan los animales, por ello cuando el ángel les avisa a los pastores les indica que encontrarán al Niño Jesús en un pesebre envuelto en pañales, junto a sus padres.        

     “Con este sentido de esta posada (la que hicieron la Virgen María y San José) es de donde la tradición ha encontrado la manera de educar en la fe, de insistir en la fe, de madurar la fe y viene toda esta hermosas tradición de las posadas”, mencionó Monseñor Romo Muñoz.

Podría también gustarte...