Toma de Posesión Canónica en Parroquia S. Fernando: “su nuevo párroco viene a estar en medio de ustedes para ser un evangelio viviente” Arzobispo Francisco

Pastoral para la comunicación. – El día sábado 24 de agosto en la fiesta de San Bartolomé, apóstol, el Pbro. Fausto Aristeo Noriega Quintero tomó posesión de su nueva parroquia San Fernando, ubicada en la Col. Urbi Quinta del Cedro, en punto de las 12 del mediodía. En la celebración el Arzobispo Francisco le exhortó al párroco entrante a “esforzarse en cumplir celosamente el ministerio de pastor y ejercer la cura pastoral de la comunidad en comunión siempre con el Obispo y bajo su autoridad, invitándole además a cumplir las funciones de enseñar, santificar y regir a semejanza de Cristo Buen Pastor”.

El encargado de dar lectura al documento que establece el Código de Derecho Canónico otorgándole el cargo de nuevo párroco fue el Pbro. José Velasco Arias, Secretario Canciller de la Arquidiócesis. Terminada la lectura se entregó el documento al Pbro. Fausto Noriega quien lo mostró a los presentes.

Durante la Homilía el Arzobispo Francisco Moreno Barrón dijo: “Su nuevo Párroco viene a estar en medio de ustedes, primero para anunciarles las Buenas Noticias del Evangelio, para que ustedes vivan de acuerdo a las enseñanzas de la Sagrada Escritura. Este momento para el P. Fausto representa un gran reto, porque el sacerdote también es de barro de carne y hueso como ustedes con cualidades y defectos, pero él estáִ llamado a ser un Evangelio viviente, el nuevo párroco viene a santificarlos y santificarse con ustedes, él quiere renovar su vida de gracia, orara con ustedes y ustedes le dirán como los discípulos a Jesús ‘enséñanos a orar’’.  – Dirigiéndose principalmente a la comunidad presente el Sr. Arzobispo dijo que “al sacerdote lo sostiene sobretodo la oración de la Iglesia, dispónganse a colaborar en las iniciativas que su nuevo párroco vaya tomando, el presente y futuro de la parroquia depende en gran medida de la participación de los laicos’’ no es la voluntad del párroco la que se impone, sino la voluntad de Dios Padre’, recen mucho por su nuevo párroco, porque la oración de una comunidad por su sacerdote llega al cielo con gran impacto, dijo el Arzobispo.

Concluida la celebración el Pbro. Fausto Aristeo Noriega Quintero se dirigió a su nueva comunidad: “Doy gracias a Dios por esta nueva encomienda, gracias por la confianza que el Arzobispo puso en mí, esta es para mí una nueva comunidad donde pondré los tesoros que Dios me confía y que con su voluntad darán fruto, gracias por estar conmigo este día”.

Finalmente, el Pbro. Arcadio José Arcádio Ávila Huitimea compartió: “Les agradezco mucho el apoyo que siempre me brindaron y les pido que ese apoyo sea cada vez más firme para el P. Fausto, seguimos adelante ahora con un nuevo reto, unidos en la misericordia y trabajando juntos en donde el Señor nos ponga, gracias Sr. Arzobispo por su confianza, estoy para servirlo, a todos nosotros que Dios nos bendiga”.

Podría también gustarte...